compresión y acogida

He ahí el programa: controlar todos los ímpetus agresivos que se levantan desde el egoísmo, suavizarlos, transformándolos en energía de amor, y relacionarlos unos con otros en forma de apertura, compresión y acogida.


5 de abril

El Sentido de la Vida – Padre Ignacio Larrañaga