top of page

“Mi rostro no se puede ver”, dice el Señor en la Biblia

“Mi rostro no se puede ver”, dice el Señor en la Biblia. Como el sol que, al atravesar por una tupida enramada ya no es el sol, sino una luminosidad tamizada, de la misma manera, mientras dure la peregrinación de la fe, nos tendremos que conformar con vestigios fugaces (de Dios), destellos, huellas, comparaciones, analogías, deducciones…, pero cara a cara no se le puede ver, no podemos poseer inconfundiblemente la substancia inalienable e ineludible de Dios, no podemos abrazarlo. Es el Dios de la fe.

18 de octubre

El Sentido de la Vida – Padre Ignacio Larrañaga



Entradas Recientes

Ver todo

1 Comment


Él es el Dios que cada mañana nos inspira y nos da la fuerza para levantarnos y seguir la vida teniendo la fe y la esperanza para hacer su palabra , aún cuando haya días no tan buenos Él esta ahí sosteniéndonos . Cómo mo amarlo? Es la razón de ser de nuestra vida y el Amor que nos mantiene cada día.

Like
bottom of page