No descansaré hasta amontonar todas las tristezas del mundo

Voy a salir, respondió Jesús, en busca de los pájaros con alas heridas, y que la bandada los dejó atrás. No descansaré hasta amontonar todas las tristezas del mundo, como hojas secas, para enterrarlas en el fondo del jardín.


15 de febrero

El Sentido de la Vida – Padre Ignacio Larrañaga



Entradas Recientes

Ver todo