Yerba amarga es la persecución

Injusticia, incomprensión, maledicencia, arbitrariedad, sarcasmo… de todo hay en la persecución, sea en el círculo familiar, en el vecindario o a nivel comunitario. Yerba amarga es la persecución, más amarga que la enfermedad, y no rara vez más temible que la misma muerte.


22 de diciembre

El Sentido de la Vida – Padre Ignacio Larrañaga