Memoria y olvido


Una de las facultades que más prematuramente abandona al hombre es la memoria. Uno de los primeros síntomas de la decadencia general del ser humano es el olvido. Al sobrepasar los 60 años, es excepcional la persona que no se queje de estar perdiendo la memoria, debido al desgaste y fatiga de las células cerebrales.


Es una queja universal: "Se me olvidan los nombres de las personas, de los lugares y de las cosas. Con frecuencia me expongo al ridículo en el trato con la gente. No consigo mantener una conversación airosa con los amigos por los

fallos de mi memoria".


Hay quienes llegan a este mundo con una memoria prodigiosa. En cambio, los hay que nacieron con una pésima memoria para recordar nombres pero con excelente capacidad para las ideas lógicas, con disposiciones excepcionales para dictar lecciones o conferencias en las cátedras sin nece sidad de acudir a los apuntes.


También he conocido a personas que a edad muy avan zada conservan una memoria envidiable, recordando episodios de la juventud y edad adulta con sorprendente facilidad, con miles de detalles, y nombres propios; y todo ello con extraordinaria rapidez mental.



#Lasfuerzasdeladecadencia

Talleres de Oración y Vida es una asociación privada internacional de fieles reconocida por el Dicasterio para los Laicos, la Familia y la Vida, con personalidad jurídica según los cánones 298-311 y 321-329 del Código de Derecho Canónico.

  • RSS - Círculo Blanco
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • Google + - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco

Redes Sociales

TOVPIL | Costa Rica | 2020